Cómo hacer tortas de avena ¡súper fácil!

Últimamente las tortas de avena se han convertido en un imprescindible en mi cocina.

Resultan muy versátiles porque se pueden usar como base para hacer una pizza healthy, para hacer tacos, bocadillos, para acompañar las comidas o para untarlas de lo que queramos (queso, tahini, crema de cacahuete, crema de cacao, etc).

Como están hechas de salvado de avena, resultan muy saciantes, aportando muy pocas calorías y mucha fibra. Lo cual es genial para personas con problemas de estreñimiento o a quienes les cueste llegar a la ingesta mínima de fibra al día.

Apenas contienen gluten (normalmente solo contiene trazas) y no contiene harinas refinadas, por lo que son una opción mucho más sana que las tortas a base de trigo o de maíz.

Y lo mejor de todo es que son muy sencillas de hacer y no necesitamos tener mucha previsión para prepararlas horas antes de consumirlas (como el pan), porque en unos minutos en la sartén, las tendremos listas para consumir.

Para hacer las tortas de avena bajas en calorías, necesitaremos:

  • Salvado de avena (yo lo compro en Mercadona)
  • Agua
  • Sal (opcional)

Modo de preparación de las tortitas healthys:

  • En una sartén, echamos agua hasta cubrir casi el culo. Si lo cubrimos entero la torta quedará más gordita y si lo cubrimos a medias quedará más fina. Yo las hago gordas o finas dependiendo del uso que les vaya a dar.
  • Espolvoreamos el salvado de avena, poco a poco. Al hacerlo veremos que el agua se extiende hasta cubrir el culo entero de la sartén. Tendremos que cubrir el agua completamente hasta que no queden «charcos».
  • Tapar la sartén y dejar a fuego medio.
  • Dejar hasta que los bordes de la tortita se despeguen un poco de la sartén, para poder soltarla fácilmente. Suelen ser de 10 a 20 minutos, dependiendo del grosor del que estemos haciendo la torta.
  • Si es necesario, le podemos dar la vuelta para que se haga por el otro lado. No suele ser necesario a no ser que la torta sea demasiado gorda.

A continuación comparto este vídeo en el que se ve más claramente el método de preparación:

Y a disfrutar de una base de avena, sana, con mucha fibra y ¡con muy pocas calorías!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *