Bueno bueno… ¡¡hinchada de orgullo estoy con esta pedazo de cena que me acaba de salir!!

 

Si es que no tengo termino medio… o hago unas comidas tan asquerosas que me dan un título de MonsterChef, o me salen unos calabacines rellenos para chuparse los dedos.

Como ya nos conocemos y sé que sois unos antojicas, os voy a poner la receta por si alguno queréis copiarla. Ya sabéis que el lema de mis recetas es “Si a Sandra le sale bien, lo puede hacer hasta un chimpancé”, así que no tengáis miedo de hacerla porque es súper súper fácil.

Ingredientes:

  • un calabacín (si es grande mejor, porque así cabe mejor el relleno). Si lo preferimos, podemos cambiarlos por berenjenas
  • el contenido con el que lo queramos rellenar, que puede ser cualquier cosa. Yo los suelo hacer de carne picada, pero esta vez no tenía así que he usado:
    • jamón serrano (unos 90 gramos)
    • setas (una bolsa de setas congeladas)
    • queso de cabra, queso fresco o mozzarella
  • queso rallado
  • especias al gusto (en mi caso: sal, perejil y pimienta negra molida)

 

Preparación:

  • Abrimos los calabacines por la mitad y con una cuchara sacamos el contenido.
  • Los metemos en el horno a 180º durante unos 30 minutos.

 

Mientras el calabacín se hace en el horno, vamos preparando el relleno. Para ello:

  • Picaremos el contenido que hemos sacado del calabacín en daditos pequeños y lo reservamos. También picamos el jamón, las setas, y el resto de los ingredientes que vayamos a utilizar.
  • Echamos en una sartén aceite de oliva, y cuando esté caliente rehogamos el jamón, previamente cortado en trocitos pequeños.
  • Añadimos las setas congeladas. Como las setas sueltan mucha agua, habrá que poner el fuego fuerte hasta que el agua se consuma, o si lo preferimos, también podemos echar algo para espesar la salsa (yo suelo usar harina de arroz, o salvado de avena).
  • Cinco minutos antes de que esté listo, añadimos el relleno en dados del calabacín y las especias para que se cocine todo junto.

 

  • Una vez cocinado el relleno, le añadimos el queso (que se fundirá por el calor).
  • Lo mezclamos todo y lo ponemos dentro de los calabacines.

 

  • Le añadimos el queso rallado por encima.
  • Lo volvemos a meter en el horno unos 5 minutos para que se funda el queso.

 

¡¡Y eso es todo!! Una vez hechos solo nos queda ¡¡disfrutarlos!!

Compartir:

    6 comentarios

  1. Moira 4 septiembre, 2014 at 20:12 Responder

    Qué buena pinta! Yo a las setas lees echo a mayores un chorro de salsa de soja y quedan mucho mejor ^^ y si en vez de espesar directamente le pones arroz cocido para que absorba la salsa ya te queda una receta que suelo hacer yo mucho jajaja

    • Sandra Broa
      Sandra Broa 4 septiembre, 2014 at 20:43 Responder

      Anda!!! Pues lo de la salsa de soja no se me habia ocurrido y eso que me encanta!!!!
      El proximo lo hago asi!! Me ha encantado la idea!!!!

  2. Blondie 4 septiembre, 2014 at 23:58 Responder

    Qué bueno. Mi padre también me ha traído calabacines pero yo uso lo que quito de calabacín para el relleno. Lo pico con tomate (también del huerto de mi padre), pimienta y queso burgos 0%MG, y luego añado algo de carne picada. Y hala, al horno, gratinando luego con una loncha de queso semidesnatada, jajajaja, mi versión es light :)

    • Sandra Broa
      Sandra Broa 5 septiembre, 2014 at 15:28 Responder

      Puede que tambien lo pruebe… ¡¡será por calabacines!! jajajajjaa

  3. Claudia 2 febrero, 2016 at 18:32 Responder

    Se ve delicioso solo que se me antoja mas con carne molida tendre que probar

Dejar un comentario