Auuuuuuu. Ahora si que me he fastidiado la rodilla, pero bien.

Resulta que el lunes salí de mi reclusión, y me fui a dar un paseo con Enma… que se alargó un poco más de la cuenta.
La verdad es que durante todo el paseo estuve muy bien y no me dolió nada la rodilla… Pero al llegar a casa vi que me había salido un hematoma muy grande y muy negro por la parte interna de la rodilla. Y el martes por la mañana cuando me levanté me dolía tanto que no podía ni apoyar el pie en el suelo sin ver las estrellas.

Llamé a mi madre para que me llevara a urgencias, y en un alarde de originalidad me hicieron una radiografía para ver si tenía algún hueso roto.
Como no vieron nada, me dijeron que tenía que ir al médico de cabecera para que me derivara al especialista y me mirara en condiciones, porque ellos no podían hacer más.
Así que esta mañana he ido al médico y ya tengo cita para el traumatólogo. ¡¡¡Me han dado cita para dentro de medio año!!!
¿Y qué se supone que tengo que hacer ahora? ¿Quedarme en casa medio año sin poder andar hasta que me toque el turno?
Pues eso parece… Porque como no tengo ningún hueso roto, me toca seguir el protocolo médico interminable de los cojones… Prfffffff.

De momento, lo primero que he tenido que hacer es llamar a mi jefe para contárselo y avisarle de que de momento no voy a poder ir a trabajar… porque ahora si que no puedo apoyar la pierna nada de nada en el suelo.

Teniendo en cuenta que tengo muy poca fuerza en los brazos, y que no puedo recorrer apenas trayectos cortos porque acabo con los brazos y la pierna buena destrozados… me da que poco voy a poder salir de casa hasta que no mejore.
Hoy sin ir más lejos, he llegado a casa hecha una mierda solo por la cantidad de pasillos que hemos tenido que recorrer en el hospital para ir de un lado a otro.

Si a lo que me cuesta andar en llano le sumamos que vivo en un tercero sin ascensor, y que para bajar a la calle lo voy a tener que hacer subiendo y bajando los tres pisos de escaleras sentada de culo, peldaño a peldaño… pues mejor todavía.

Solo espero que lo único que me haya pasado sea que se me ha resentido la rodilla por andar tanto en un solo día, y que se me pase en unos días de reposo… porque como tenga que estar metida en casa seis meses hasta que me vea el traumatólogo… me tiro por la ventana.

Compartir:
Personajes: ,