Sobra decir que quedé con Maca esa misma tarde para que me contara lo de Toni, porque yo no me aguantaba más:

  • Tía, ya me lo puedes contar todo con pelos y señales porque te juro que el otro día, cuando me dijiste que te había gustado Toni, casi me da un infarto.
  • Ya, ya me di cuenta… pero tampoco sé por qué te impactó tanto. Quiero decir que entiendo que cuando un tío es un amigo tuyo, tú no lo ves de esa manera, pero Toni es un tío muy guapete, muy extrovertido, gracioso… No sé. ¿Tan raro te pareció que me gustara?
  • No, no. Si no es por eso. En realidad lo que me dejó loca fue que me dijeras que creías que tú también le gustabas a él y que te había dicho que te iba a llevar a casa.
  • ¿Por?
  • Porque está casado.
  • Ah. -No sé si la cara de Maca fue más de sorpresa o de decepción- Entonces ahora entiendo que pusieras esa cara tan rara cuando te lo dije.
  • A ver… que el caso es que a mí también me pareció que teníais mucha química entre los dos y que se os notaba muy a gusto estando juntos… pero es de esto que como sabes que está casado ni te lo planteas.

  • Ya…
  • Aunque también es verdad que nos ha dicho que no está nada bien con su mujer y prácticamente que están por estar…
  • ¿Ah sí?
  • Sí. A ver… no te lo sé contar tampoco muy bien porque, aunque es verdad que Toni ha sido mi mejor amigo desde el instituto, hace unos años me cabreé con él precisamente por volverse un calzonazos y pasar de todo el mundo cuando empezó a salir con esta tía, y no había vuelto a verlo ni a hablar con él hasta hace un mes y medio. Y porque Rodri nos preparó una encerrona para volver a juntarnos, que si no…
  • ¡Anda! No lo sabía. Como te saludo tan efusivamente… pensé que érais súper amigos.
  • Lo éramos, pero ya te digo que a raíz de eso nos distanciamos. El caso es que cuando Rodri nos juntó ese día, Toni dijo que se había casado y yo flipé… porque no entiendo qué hace un tío como Toni con esa personaja.
  • ¿Pero tú la conoces?
  • Coincidí con ella solo un día, y no me cayó mal. Pero claro, es que es muy fácil hacerte la simpática durante solo media hora si te interesa.
  • Veo que no te gusta mucho.
  • No. Nada. “Evax, súper absorbente”, la llamábamos, no te digo más.
  • Jajajaja.
  • El caso es que Toni nos estuvo contando que no están nada bien porque ella es súper cultureta y está todo el día viendo museos, exposiciones y cosas así con sus amigos súper snobs… y que menosprecia todos los hobbies de Toni y también a sus amigos, porque no son lo suficientemente cultos para ella, o algo así.
  • ¿En serio?
  • Eso dijo, sí. Y que últimamente están todavía peor porque todos sus amigos se han puesto a tener hijos y ella está continuamente echándole en cara que ella también quiere tener hijos ya, pero Toni no lo ve claro… y deben estar súper tirantes entre ellos. Con decirte que hizo un comentario insinuando que llevaban mil años sin echar ni un polvo ni tocarse un pelo… o algo así.
  • Joder. ¿Y si está tan mal, por qué no se separa?
  • Pues la verdad es que Rodri y yo también se lo preguntamos, porque los dos pensamos que estaría mucho mejor si la mandara a tomar por el culo y se divorciara, y la respuesta no nos quedó nada clara. Es como si tuviera una especie de sentimiento de deuda con ella…
  • ¿De deuda?
  • Sí. Algo en plan de “Es tan lista y tan culta, y me ha hecho el favor de estar conmigo pese a que yo no estoy a su nivel, que ahora no puedo dejarla”.
  • ¿Me estás vacilando?
  • No. Te lo digo en serio… No hacía más que repetir que no la puede dejar porque es muy lista y muy culta y que le tiene mucho cariño… y lo decía con una cara… como si se viera en la obligación de seguir con ella porque se lo debiera. Yo lo pensé en el momento pero no dije nada… y luego Rodri me dijo que a él le había dado la misma impresión.
  • O sea… que felizmente casado no está.
  • No. Ni de lejos, vamos.
  • Ains. Es que, me gustó un montón, tía… Pero un montón, un montón. Y eso que soy perfectamente consciente de que pinta a la típica historia de “Chica se enamora de hombre casado porque él no está bien con su mujer y parece que lo van a dejar pero no lo dejan nunca… y chica termina sufriendo un montón y con un palmo de narices mientras el otro sigue con su mujer por siempre jamás”.
  • Bueno, pues la verdad es que sí que tiene pinta de eso, no nos vamos a engañar… pero también es verdad que si no lo intentas tampoco lo sabes y ya te digo que a él también lo vi muy a gusto contigo y me pareció que tenía mucho interés. Así que, aunque no suelo quedar con él, si quieres, la próxima vez que venga, te aviso y quedamos los tres.
  • Halaaaaa, ¿harías eso por mí?
  • Es que si no fuera por juntaros a vosotros dos lo mismo ni quedaba con él… Ahora que lo pienso es curioso… la primera que quiero romper un matrimonio y ni siquiera es para mí.
Compartir:
Personajes: , , ,