Ya sabéis que desde hace un año me dio por empezar a entrenar en casa. Pero ahora he dado un paso más… me he agenciado un personal trainer. Y no un personal trainer cualquiera, ¡cuidado! Que este no es de esos que te obligan a ir al gimnasio a sufrir tres horas seguidas para tener el culo menos fofo. Este es mejor todavía, porque sin salir de casa me va a ayudar… ¡¡¡a entrenar los músculos vaginales!!!

 

Yo hasta hace poco pensaba que los únicos motivos por los que se puede perder el tono del suelo pélvico es por el embarazo y el parto, cosa que a mí no me preocupaba en absoluto porque ni he pasado por un ese proceso ni tengo ninguna intención de hacerlo… pero hace poco descubrí un dato que alarmó bastante y fue que nada menos que 1 de cada 3 mujeres padece patologías relacionadas con el suelo pélvico.

 

Y es que, parece ser que hay muchos otros factores de riesgo (aparte del embarazo y el parto) que disminuyen el tono del suelo pélvico, como por ejemplo:

  • Hacer ejercicios de alto impacto: como running, crossfit.
  • Algunos ejercicios para fortalecer los abdominales (por lo que he visto todas las rutinas de abdominales tradicionales menos los hipopresivos).
  • Estreñimiento, uso de instrumentos de viento.
  • Obesidad.
  • Menopausia.

 

El caso es que desde que tengo amigas que han tenido niños y me cuentan que desde que se les ha quedado el asunto como la zona cero, les cuesta horrores disfrutar del sexo o que tienen pérdidas de orina, me ha empezado a entrar la paranoia y he decidido que siempre es mejor prevenir que curar… y que igual que dedico 30 minutos al día para entrenar el resto del cuerpo con las rutinas del BBG (que precisamente son de alto impacto y mandan muchos abdominales… o sea que son dos de los factores de riesgo), no me cuesta nada dedicarle tres o cuatro minutos más a entrenar los músculos de la vagina… que tantas alegrías me dan, jajajaja.

 

Tener un suelo pélvico fuerte supone numerosos beneficios:

  • Porque si tienes un suelo pélvico fuerte aumentarán las sensaciones durante las relaciones sexuales.
  • Porque amortiguas el impacto negativo sobre el suelo pélvico de realizar realizas ejercicios de impacto (como running o crossfit).
  • Porque se evitan las pérdidas de orina causadas por un suelo pélvico débil.

Y además:

  • Si quieres tener un bebé, tener un suelo pélvico fuerte te prepara para un embarazo saludable.
  • Conseguirás recuperar la tonicidad vaginal tras el parto y prevenir el prolapso.

 

A estas alturas de la vida, yo creo que todas sabemos que la mejor manera de fortalecer los músculos de la vagina es hacer los ejercicios de Kegel, que consisten en contraer y relajar los músculos de la vagina. El problema es que no sabemos ni cuanto rato hay que hacerlo, ni la duración de los intervalos, lo hacemos un día y se nos olvida tres…

Para solucionar eso, en INTIMINA han creado KegelSmart™, que es un entrenador personal de suelo pélvico. Desarrollado con el apoyo de un comité médico asesor,​ que cuenta con ginecólogos y expertos en salud pélvica, KegelSmart™ hace que el fortalecimiento del suelo pélvico sea ​muy sencillo​, ya que recopila y analiza la información para calcular el nivel de fuerza del suelo pélvico y seleccionar el programa de ejercicios adecuado para cada mujer.

 

KegelSmart™ selecciona el nivel del ejercicio que se adapte a la fuerza de tu suelo pélvico​, para asegurar que te ejercites en el nivel que te ofrezca mejores resultados y te guía en cada contracción de la rutina de ejercicios, garantizando que contraigas y relajes durante el tiempo adecuado sin necesidad de que tengas que llevar la cuenta con un cuidado programa guiado por vibración: ​solo tienes que encenderlo, introducirlo en la vagina y contraer los músculos de la vagina cuando vibra y relajarlos cuando para.

 

Se recomienda que para tener unos resultados óptimos, se realice una rutina completa cada día (que dura menos de 5 minutos). Una vez alcanzada la meta del tono muscular deseado, para mantenerlo será suficiente con usarlo 3 veces por semana.

A mí desde luego me parece un inventazo.

A ver… que puestas a elegir preferiría practicar apretando los músculos de la vagina alrededor del pene de un personal trainer vaginal de carne y hueso que fuera lo más parecido posible a Andrés Velencoso. Pero no nos vamos a engañar… esto es más rápido, está más a mano y a la larga, seguro que también da menos dolores de cabeza. 😉😉😉

Post patrocinado por INTIMINA y KegelSmart™

Compartir:

  1. Natalia 9 mayo, 2018 at 13:49 Responder

    Pensar que entrenamos tanto para tener el culo duro que ni siquiera lo podemos ver nosotras, lo hacemos por lo demás, y no dedicamos ni un rato a mantener duro lo importante!!!

    • Sandra 9 mayo, 2018 at 15:48 Responder

      Ya… Pues esas cuentas me he echado yo ahora!!

Dejar un comentario