Esta tarde he quedado con Rodri, porque mañana ya se marcha a Tomorrowland y no sé cuando podremos volver a quedar.

Hemos quedado en su casa y nada más verlo me ha preguntado:

  • ¿Qué tal las vacaciones?
  • Bien, nos lo hemos pasado guay… pero tampoco hay nada demasiado interesante que contar… ¡¡así que tira para la habitación!! (Y lo he ido llevando a empujones, mientras hablaba).
  • Jajajajajajaja. Pero, ¿qué te pasa? ¿A qué viene tanto ansia?
  • Ains, no sé… Creo que debo estar ovulando o algo así porque me he pasado todas las vacaciones en en modo “hot dog”.
  • O sea… ¿comiendo muchas mierdas y comida basura?
  • No no, que he estado como una “perra caliente”.
  • Jajajajajajajajajajaja.  Supongo que eso quiere decir que la búsqueda de un novio de repuesto para cuando yo me marche ha ido mal…
  • Mal no, ¡fatal! Lo mas parecido a sexo que he tenido ha sido un día que Espeso y yo fuimos a dar un paseo por la playa de noche y vimos a una pareja haciéndolo en la arena.
  • Jajajaja.
  • Nos hizo mucha gracia porque no estaban arrimados a ningún sitio, estaban en todo el medio, ahí tan felices, dale que te pego…
  • Vamos, el clásico calentón playero que termina en un “aquí te pillo, aquí te mato”.
  • Sí supongo. La verdad es que yo nunca le he visto el morbo a lo de hacerlo en la playa, porque me parece súper incómodo: se te mete la arena por todos los sitios, rasca… Nunca le he visto la gracia al asunto, la verdad. Yo creo que antes preferiría hacerlo en casi cualquier otro sitio antes que en la arena.
  • Bueno… es verdad que cómodo cómodo no es. Pero hacerlo en la arena tiene su punto…
  • Si tú lo dices…
  • Además no siempre es cuestión de comodidad. Muchas veces también es cuestión del ansia que te entre…
  • No sé, tampoco entiendo yo lo de tanto ansia. Yo me iría a otro sitio por muchas ganas que tuviera.
  • ¿¿Y eso lo dice la que me acaba de traer a la habitación a empujones sin casi saludarme antes??
  • Jajajajaja. Pero es que este sitio es cómodo. Tiene una camada mullidita y blandita. Si estuviéramos en la playa te hubiera traído a empujones durante media hora hasta llegar hasta aquí… aunque me tuviera que aguantar las ganas por el camino.
  • Bueno, pero además del ansia está la parte del morbo e hacerlo en un sitio público…
  • No sé. Yo es que no soy muy morbosa. Por mucho calentón que tenga yo no me pondría a echar un polvo a la vista de cualquiera. Y no porque me diera tampoco excesiva vergüenza que me pillaran, que la vergüenza es un sentimiento que me es bastante ajeno, si no porque no veo la necesidad ni lo que ganas con eso. Como mucho me metería en el agua, que no estás tan a la vista, aunque también te digo que si ya me cuesta entrar en el agua fría de día a pleno sol… por la noche ni te cuento.
  • Jajajajaja. En el agua también mola pero no es lo mismo. En la arena tienes el morbo de que te vean. ¿No me digas que no tiene su punto saber que lo tienes que hacer rápido y medio furtivamente por si te pillan?
  • Llámame loca, pero yo prefiero hacerlo tranquila y descuidadamente en casa… Lo otro lo veo un estrés innecesario. Ya te he dicho que no soy nada morbosa.
  • Vaya por dios… Yo que te iba a proponer ir un día de estos a la playa y hacerlo al aire libre, por cambiar…
  • ¿Estas de coña? ¿A la playa? ¿A la de aquí? Jajajajajaja.

Imagen sacada de taringa.net

  • ¡Claro!
  • No no no. Pues vete descartando ese plan desde ya mismo, jajajajaja.
  • Hija, que sosa eres.
  • ¿Sosa por qué? ¿Qué tiene de malo hacerlo en una cama, blandita, mullidita, suave… en una casa que cuando terminas tienes agua para beber, baño para limpiarte, etc.?
  • Ains, se me había olvidado que estoy hablando con la señorita “practicidad”…
  • Jajajaja, pero es que es verdad que en casa es mas cómodo.
  • Si, más cómodo es, pero es por hacer algo diferente… Es como grabarte en vídeo haciéndolo. ¿Nunca lo has hecho?
  • No me dejo yo grabar follando con un tío ni loca y borracha, vamos. Luego pasa lo que pasa y te ves espatarrada y con los ojos en blanco en cualquier web porno de mala muerte o en cualquier vídeo guarro de los mil que os pasáis los tíos a diario por whatsapp.
  • Jajajajajajaja. Joder, pero ¿con alguien de confianza tampoco? Con un novio… uno de verdad digo… no uno provisional como yo.
  • Jajajaja, tampoco, tampoco, con ninguno. Que los novios formales son los que te guardan después más rencor cuando los dejas. Te lo digo yo…
  • Jajajajajaja. Bueno, no sé… Pero cuando llevas mucho tiempo con alguien a veces hay que innovar y probar cosas nuevas. Hay parejas que prueban con juguetes eróticos, otros juegos de cambio de roles, intercambio de parejas, otros hacerlo en sitios públicos por el riesgo de que los vean, y otros directamente se graban y suben sus vídeos de sexo casero a webs de porno.
  • A mí es que me cuesta un poco entender eso porque ya te he dicho que yo no soy nada morbosa, la verdad. Soy más simple que un botijo. Creo que me da igual haberme tirado a un tío tres veces que trescientas. Le sigo viendo la misma gracia al asunto. Ni siquiera soy de usar juguetes ni accesorios porque me parece que ya venimos de serie con todo lo que hace falta…
  • Jajajajajaja. Sí que es verdad que eres mas simple que un botijo… ¡a mí eso me mola!. Ya te he dicho muchas veces que eres muy fácil de llevar, casi todo te parece bien y no sueles enfadarte nunca… a no ser que te hagan pasar hambre.
  • O que me quiten el sol.
  • Jajajajajajaja. O que te quiten el sol.
  • Pero es verdad que teniendo mis necesidades vitales cubiertas, prácticamente todo me parece bien.
  • Sí sí. Además eres muy fácilmente manipulable, jajajajaja.
  • ¿Perdona? ¿Cómo que soy manipulable? ¿Me estas llamando tonta, o estás diciendo que no tengo carácter o algo así? Porque no puedes estar más equivocado. Normalmente todo me da igual pero como tenga claro que quiero algo no me sugestionas para lo contrario ni de coña. Tengo las ideas súper claras y no es nada pero nada fácil convencerme para hacer cualquier cosa. ¡Me parece súper indignante que me digas eso! ¡No me conoces en absoluto!… ¿¿Se puede saber a donde vas, gilipollas? ¡¡Que estoy discutiendo contigo!! 😠😠😠
  • A la cocina. Voy a hacerme unas palomitas… ¿quieres?
  • Mmmmmm, palomitas. ¡Sí! Yo también quiero palomitas, jijiji. ¿Las tienes con aceite en vez de con mantequilla? 😋😋😋
  • Jajajajaja. ¿Ves como si que eres manipulable? Estabas como una fiera, te ofrezco comida  y ya se te olvida que estabas discutiendo.
  • No se me había olvidado… pensaba seguir discutiendo ahora… 😒😒😒
  • ¡Mentira! Sí que se te había olvidado y ya estabas tan feliz pensando solo en comer, jajajajaja. Eres como un cachorrito de perro. ¡Mira! Sin quererlo hemos vuelto a la conclusión de que eres una perra, jajajaja.
  • ¿¿¿Pero serás??? Grmmmpfff.
  • Jajajajaja. Anda, ven aquí… No te piques, “little hot dog”.

Nota mental: a la hora de buscar un novio de repuesto, intentar encontrar uno que, a ser posible, no me trate como si fuera su mascota. 😒😒😒