Ains!! Menudo fin de semana de carnavales (de mierda) que me he pasado.

Aprovechando que Enma dejó su habitación vacía, he aprovechado para llevar a esa habitación, las cosas que agobiaban en el resto de la casa…

mudanza

Fijáos que cantidad de cosas he llevado… ¡¡más los armarios que también los he llenado todos!!
Y no os creáis que el resto de la casa ha quedado vacía, eh?? Es que antes lo teníamos todo exageradamente lleno!!!

Porque al juntar las cosas de las dos cuando nos vinimos a vivir juntas en una sola casa… casi no nos cabían!!

En verano ya os conté por facebook que nos juntamos con CUATRO televisiones, así tuvimos que esconderlas donde pudimos…

esconder trastos que sobran en casa

Y lo mismo con casi todas las cosas…
Teníamos cajas, encima de otras cajas, encima de todas las estanterías y armarios…
Cajas debajo de las camas, cajas debajo de los sofás del salón… Jajajaja.

Y eso que al poco de llegar, hicimos una criba y donamos un montón de ropa que nos sobraba
(Al final donamos más de 5 cajas grandes llenas de ropa)
Y aún así no nos cabía la ropa en los armarios!!!!

donar-ropa

Así que claro… ahora tanto quitar cajas de un lado para otro… pues venga a salir polvo y mierda…
Y aprovechando que iba quedando todo más vacío… pues venga a limpiar (porque desde aquí ya os digo yo que las terrazas, así como otros muchos rincones de la casa… ya no vuelven a ver una fregona hasta la próxima mudanza…)

Así que he terminado: con las rodillas destrozadas de cargar cosas todo el día de un lado par otro… y las manos abrasadas de estar todo el día limpiando con lejía…

Ya sé que podía haberlo ido dosificando y haciéndolo poco a poco… pero es que a diario casi no tengo tiempo… a parte de que yo soy de las que piensa que es mejor hacerlo todo de golpe al principio.
Cuando alguien se marcha… cuanto más tiempo tardes en absorber ese espacio… peor. Porque más cuesta…

A mí se me hubiera hecho mucho más raro seguir viendo la casa igual y la habitación de Enma totalmente vacía… que reubicando todas las cosas de sitio para que esté todo más diferente…
De hecho, he vuelto a sacar cosas de decoración que tenía guardadas (en cajas debajo de la cama… claro…porque en otro sitio no cabían, jajajajaja) y ya las he ido colocando por la casa.

Por lo menos me ha hecho ilusión volver a ver colocadas todas las fotos, y esas cosas que me habían regalado mis padres, mi prima, o mis hermanos…

Lo que más raro se me va a hacer es levantar la vista del portátil… y ver el sofá de al lado tan vacío…
:-(

sofa-vacio