Cuando os he contado lo de la recolocación de los armarios, os he dicho que había ganado bastante espacio al meterlo todo en cajas que hacen la vez de cajones, en vez de tener la ropa apilada en las baldas.

Antes del método Konmari: ropa apilada en baldas

 

Después del método Konmari: ropa doblada en vertical y metida en cajones o cajas

 

Algunos me habéis preguntado si de verdad he ganado espacio, o es que ahora tengo más espacio libre por toda la ropa que había tirado. La respuesta es que ha sido un poco de las dos cosas.

Por un lado: he tirado un montón de cosas innecesarias y que no uso, pero esas las tenía sobretodo en cajas debajo de la cama (lo tenía lleno) y en cajas grandes encima de los armarios (también lo tenía lleno). De la ropa que tenía dentro de los armarios he tirado bastante, pero no tanta como de la otra. Aún así, ha sido lo suficiente para que ahora me sobre sitio en el armario sin tener cosas guardadas en más partes de la habitación.

Y por otro lado, sí que es verdad que con el método de colocación de Konmari se gana bastante espacio.

 

Ella recomienda siempre colocar las cosas doblándolas verticalmente y metiéndolas en cajones, porque considera que (a parte de que las prendas pierden energía, que es una cosa mucho menos tangible y que te puedes creer o no) apilando la ropa verticalmente en baldas una encima de otra en baldas se pierde mucho espacio (y esto es más fácilmente demostrable).

Os voy a enseñar un ejemplo de la colocación de dos de mis baldas de jerseys, la primera cuando estaban apilados, y la segunda, una vez metidos en los cajones doblados verticalmente:

Como veis son exactamente los mismos jerseys los que están en las baldas que en los cajones… y sin embargo en los cajones queda casi la mitad libre. El motivo es que aprovechas el hueco del armario hasta el fondo.

Hay gente que para no desaprovechar ese hueco el armario mete otra fila de ropa detrás, pero la verdad es que eso es mucho más incómodo a la hora de querer acceder a lo que está al fondo porque para poder cogerlo tienes que quitar toda la pila de ropa que está delante. Eso por no decir, que como esa ropa ni la ves, muchas veces te olvidas hasta de que la tienes.

Yo tengo que confesar que desde que coloco la ropa así, he re-descubierto ropa que tenía olvidada y que (aunque me gustaba) llevaba años sin ponérmela porque ni siquiera la veía, o al estar debajo de otra no le prestaba atención. Pero ahora, como de un solo vistazo lo veo todo… he vuelto a empezar a ponerme cosas que llevaban mucho tiempo en desuso.

La verdad es que a mí personalmente esta manera de colocar la ropa sí que me parece mucho más práctica. Y creo que la voy a mantener así por muuuucho tiempo. ☺☺☺