El otro día terminé de subir el libro impreso en papel a Amazon, y estoy esperando que me manden a casa el ejemplar de prueba. Cuando me llegue, tengo que decir si está correcto y si está todo bien entonces ya podría habilitarlo para la venta ¡¡para que lo podáis empezar a comprar vosotros, yupiiiiiii!!

Ahora me queda adaptar el libro a formato ePub y Kindle para los libros digitales.

Como cuando me llegue el libro en papel,  ya faltará solo una semana para el lanzamiento y veo que voy a andar muy pillada de tiempo para hacerlo todo… me he metido en la web de Amazon para ir dándolo de alta (aunque todavía me falte el fichero, ir rellenando el resto de los datos y tal, que parece que no pero se tarda un huevo)… y cual no será mi sorpresa cuando de repente Amazon me dice que si quiero que el libro en formato Kindle esté a la venta para el día 24, ¡¡¡¡tengo que subir el fichero como muy tarde este domingo!!!!

upload_book

o_O
¡¡¡Pero si eso es dentro de dos días!!!

Ni se me había ocurrido pensar que pudieran tardar tanto en dar de paso un libro digital, que no exige manipulación ni nada.
Menos mal que me ha dado por mirarlo, que si no…

En fin, que ya tengo tarea para hoy y mañana :-(

Yo que pensaba la tarde de hoy descansando y mañana buscar empresas de mudanza e ir empezando a empaquetar cosas… ¡Esto es el cuento de no acabar!

¿Y si cuando me llegue el libro impreso y lo apruebe, también me dicen que tardan 10 días en darlo de paso? ¡¡No está a tiempo ni de coña!!
¡Ay madre! Espero que no pase eso, porque el libro impreso se supone que ya lo han revisado…

¡Ains! ¡Que estrés todo, de verdad! No me extraña que la mitad de los escritores acaben siendo alcohólicos.
:-(